Datos del paro mes de octubre y valoración de los Presupuestos Generales del Estado

Versión para impresiónVersión para impresión

Rueda de prensa de la secretaria general de UGT Extremadura, Patro Sánchez, valorando los datos del paro del mes de octubre y los Presupuestos Generales del Estado.

El paro ha incrementado en 3.039 personas en la región.

Todos los sectores tienen un comportamiento negativo.

  • Agricultura: 1.398 (11,71%)
  • Construcción: 39 (0,47%)
  • Industria: 332 (5,57%)
  • Servicios: 980 (1,36%)
  • Sin empleo anterior: 290 (3,74%)

UGT Extremadura ha afirmado que en octubre tradicionalmente sube el paro en la región, por lo que la pandemia ha modificado muy poco el mercado laboral en Extremadura, nos preocupa que suba en Sanidad.

El sector de Sanidad ha aumentado, 81 trabajadores más en paro, hay que preguntar a qué es debido, ya que necesitamos más personal sanitario a causa de la pandemia.

En cuanto a la subida en Industria, Patro Sánchez, la ha relacionado con la que ha experimentado la Agricultura, ya que el tipo de empresas que hay en Extremadura está ligada a la agroalimentaria, y se ve arrastrada por esta.

UGT Extremadura ha exigido a la Junta de Extremadura que cumpla su compromiso de abonar a los trabajadores en ERTEs el complemento para que puedan cobrar el Salario Mínimo Interprofesional ya que no lo está cumpliendo.

En este punto, hacemos una reivindicación respecto al acuerdo del “Plan de Medidas Extraordinarias `para la recuperación Social y Económico de Extremadura con motivo de la crisis del COVID-2019”, que firmamos el 29 de junio. Una de las medidas del mencionado Plan, a propuesta de UGT, en concreto la número 6, hablaba sobre la protección y mantenimiento del empleo y políticas de empleo. En dicha medida venía recogida una ayuda a las personas trabajadoras que no llegaran al SMI, en el cobro del desempleo hasta alcanzar la cantidad de 950 euros que marca el SMI para el año 2020, tendrían una compensación económica por parte de la Junta de Extremadura hasta llegar al SMI.

Al no tener datos suficientes debido a que no se ha creado todavía la comisión de seguimiento que hace mención el mencionado plan, nos gustaría que se pagara a la mayor brevedad posible, ya que consideramos que ha pasado un tiempo prudencial para poder desarrollar sin ningún tipo de problema la línea 6 del plan.

En este contexto se hace necesario perseverar las medidas de protección de personas trabajadoras y empresas mediante la prórroga de los ERTEs, al menos para las empresas de los sectores más afectados; en la transformación del sistema productivo que abordaremos con la ayuda de la Unión Europea; y en la puesta en marcha de campañas orientadas a favorecer el consumo interno

Los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2021 son buenos y sociales, destacamos que, en apartados como el Plan Integral de Empleo para Extremadura, los 15 millones que recoge son insuficientes.

Es necesario perseverar las medidas de protección de personas trabajadoras y empresas mediante la prórroga de los ERTEs, al menos para las empresas de los sectores más afectados; en la transformación del sistema productivo que abordaremos con la ayuda de la Unión Europea; y en la puesta en marcha de campañas orientadas a favorecer el consumo interno.

Para UGT, en un escenario de nueva normalidad, será imprescindible alterar las condiciones para que los contratos precarios -temporales y a tiempo parcial-, no se conviertan en el mecanismo de creación de empleo que utilicen las empresas en el periodo de recuperación de la crisis por COVID-19, como sucedió en la recesión previa, con consecuencias tan devastadoras sobre la precarización del mercado de trabajo español y sobre la extensión de situaciones de pobreza y exclusión social para las familias.
Además, UGT reclama la necesidad de derogar de manera inmediata la reforma laboral de 2012, que es la que ha construido este modelo laboral tan precario y ha fomentado el despido, la desregulación laboral y la implantación generalizada de los contratos temporales.

Los ERTE han demostrado que hay mecanismos de flexibilidad que preservan el empleo y que hacen inútil una reforma laboral que únicamente sirve para privatizar las condiciones de trabajo. Solo así podremos encarar una reconstrucción económica y social digna, eficiente y sin dejar a nadie atrás.